Nelson Peña Presidente de Peravia Motors “Mi vida está centrada en Dios, mi familia y el trabajo”

Nelson Peña ha llevado el negocio familiar hacia el ápice del mercado.

Con una vida marcada por una exitosa trayectoria profesional, una gran pasión por los automóviles y el empeño en llevar su empresa por caminos de integridad, tal y como se lo inculcó su padre, la existencia de Nelson Peña, presidente de Peravia Motors, descansa en tres grandes pilares: Dios, su familia y el trabajo.

Nelson se considera un entusiasta de los autos, viviendo estos tiempos de cambios con pasión. Los fabricantes están cambiando la hasta ahora conocida estructura de los automóviles con modelos más ecológicos, de bajo consumo de combustible o eléctricos,” aunque todavía no se sabe cuál tendencia será la que va a dominar el mundo, es seguro que la gasolina se va a dejar de utilizar en los vehículos de aquí al año 2020″.

Por encima de su pasión por los autos, están sus dos grandes amores: Dios y su familia.

Su vida personal

Considera que el momento más feliz e importante de su vida fue cuando conoció al señor, pues pese a que era un corredor de autos, un triunfador en ese aspecto y que tenía lo que se consideraba debía tener para ser feliz, llevaba un vacío en su corazón y al conocer al Señor ese vacío se llenó, dándose cuenta que existe un mundo espiritual, un gozo que está más en el dar que en el recibir. Encuentra que esos momentos en la iglesia son insustituibles “es maravilloso ese momento en el que predicas la palabra y ves como esa palabra llega a las personas y transforma vidas. Familias que anteriormente estaban destruidas por los vicios, al cabo de dos o tres meses esas vidas Dios la recompone. Esa fue la primera lección que Dios me dio, que no solo de pan vive el hombre sino de toda palabra que sale de la boca de Dios”.

La comunidad Siervos de Cristo Vivo, fundada por el Padre Emiliano Tardif, María Armenteros y Evaristo Guzmán, fue laque le recibió y donde conoció a su actual esposa con la que procreó 4 hijos. “Definitivamente, quien recibe tantas bendiciones tiene que tener un corazón agradecido, y desde ese día decidí servirle al Señor. He dirigido diversos grupos de jóvenes y grupos de matrimonio, he sido el ecónomo contable de la comunidad, y parte de mi tiempo lo he brindado sirviendo en la Casa de la anunciación y en la comunidad Siervos de Cristo Vivo”.

Su segunda razón de ser es la familia, conformada por siete maravillosos hijos, a quienes ama profundamente, y su compañera que Dios le entregó en la misma comunidad en la que sirve. De sus hijos, asegura, llegará la sucesión en Peravia Motors y será para el más íntegro y el que más profesionalmente se prepare “si Dios lo permite”.

Su trayectoria empresarial

Al preguntársele cómo puede llegar una persona a ser presidente de una empresa como Peravia Motors, Nelson Peña, con tono entre broma y solemnidad, asegura “trabajando durísimo”. Sin embargo, se siente profundamente agradecido por el legado dejado por su padre, un hombre pobre que llegó a la capital proveniente de Baní y que para vivir tocaba violín. Al casarse se vio en la necesidad de estudiar contabilidad, posteriormente fue contable de la empresa Angloamericana y de ahí decide fundar su propia compañía. “Esa iniciativa de mi padre es la que yo heredo años más tarde. Visualizando lo que tenía que desarrollar en la empresa como sucesor, entonces mi padre me decía estudia, trabaja conmigo, enfócate porque tú eres el que tienes que manejar la empresa, tengo dos hermanas y un hermano mayor con discapacidad intelectual, y eso me hizo apasionarme y gustarme al trabajo”.

Unido al incentivo de su padre para que se dedicara al negocio familiar, su dedicación a la empresa, afirma, proviene de su pasión por los autos, siendo desde joven fanático a los carros de carreras. Con esta pasión, recuerda, me quedaba con el mecánico hasta las madrugadas, lo que facilitó su enamoramiento futuro con el trabajo de su vida.

Dos han sido las situaciones de su vida que le hicieron tomar decisiones difíciles a nivel profesional: cuando murió su padre y su hermana decide separarse del grupo, y cuando hace siete años le informaron de la salida del camión Daihatsu del mercado “pero la palabra de Dios dice que todo obra para bien, y más aún para aquellos que le aman y todo se ha traducido en bien”.

50 Años de Peravia Motors

En marzo de este año Peravia Motors cumplirá 50 años de existencia, lo que testifica la larga trayectoria de la empresa. En estos 50 años de existencia, el principal objetivo de los fundadores ha sido brindar un servicio de excelencia y que el cliente tenga todos los repuestos que necesite de las marcas que representamos. En su momento Peravia Motors fue la empresa de mayor importación de camiones, lamentablemente el fabricante Daihatsu se retiró del mercado.

“Desde que supimos que iba a ser eliminado el camión Daihatsu Delta nos dedicamos a buscar una marca o modelo lo sustituyera. Nuestra orientación se enfocó hacia China, un país que estaba en franco crecimiento en la producción de vehículos, a nivel que pasaba de 2 millones de unidades del año 2000 a los 22 millones del 2013, el crecimiento ha sido tan exponencial que China es hoy día el mayor constructor mundial de vehículos. Entonces nos dedicamos a seleccionar las mejores marcas, seleccionamos unas 25 marcas y nos quedamos con 5 constructores que hasta ahora, por la gracia de Dios, son las mejores de ese país”, explica Peña.

En la actualidad Peravia Motors se encuentran en una profunda reestructuración de las instalaciones físicas con el objetivo de brindar a cada marca su ShowRoom y oficinas. Eso debido a que las antiguas instalaciones, aunque contaban con unas hermosas instalaciones, no se prestaban a las necesidades de esta nueva etapa de la empresa.

Futuro Prometedor

Para el 2014 Peravia Motors tienen grandes expectativas, pues el reinicio hace 7 años fue muy duros, debido a que las marcas chinas eran desconocidas en el país, los bancos no querían financiar sus vehículos, las aseguradoras tampoco querían asegurarlos, los mismos clientes desconfiaban de la calidad del producto debido a las malas experiencias vividas en ese entonces, pero poco a poco se han ido rompiendo esos paradigmas gracias a la solidez de la empresa y a su prestigio.

En cuanto a productos de fabricación China ahora representamos marcas Premium del segmento como el fabricante de autobuses YUTON, JINBEI en el segmento de los minibuses, Brilliance y BYD en automóviles, “esta última viene con un automóvil híbrido con 300 caballos de potencia y con un consume de combustible casi irrisorio. Se estima que esta misma mecánicamente colocará en la yipeta S6 con una autonomía de 100 kilómetros por galón. Cuando ese S6 llegue sin dudas será un autentico escándalo para República Dominicana